Expertos en nutrición deportiva desde 1999
Contacto956 30 01 08
Sábado - 24.Febrero.2018

EXPERTOS

en nutrición deportiva desde 1999

MEJOR PRECIO

Ofrecemos el mejor precio garantizado

ENVIOS GRATIS

para pedidos superiores a 29 €

PAGO SEGURO

Tarjetas, paypal, contrarreembolso

Estás en Empresa > Blog
cupon vuelta al cole

Los mejores consejos para desarrollar tus hombros

Ya hemos hablado de la importancia de tener unos hombros equilibrados y con potencia no sólo como grupo muscular complementario, sino por la estética que aporta al tren superior lograr unos deltoides bien desarrollados.

Hoy en día, existen multitud de ejercicios y variantes con los que entrenar este conjunto de fibras. Sin embargo, a continuación te dejamos dos de ellos que te aportarán grandes progresos dentro de tu rutina.

¿Cuáles son los ejercicios imprescindibles?

Frontales, posteriores, laterales, press... Todos nos ayudarán a conseguir nuestra meta. Sin embargo, muchos de ellos se pueden trabajar de manera indirecta a través de otros ejercicios compuestos, por lo que centraría nuestra atención en dos imprescindibles: Press militar y elevaciones laterales.

Press militar y elevaciones laterales

1 ejercicio básico como el press militar con un rango completo de movimiento (barra a la altura de la clavícula) y uno complementario como es elevaciones laterales son los pilares para construir unos deltoides proporcionados , desarrollados  y sanos, dejando atrás innumerable variantes para "diferentes zonas" del deltoides que resultan a la larga muy lesivos y a la vez nada efectivos para un desarrollo muscular.

Un ejercicio básico como el press militar ejecutado con un rango completo de movimiento, y uno complementario como son las elevaciones laterales son los pilares para construir unos deltoides proporcionados, desarrollados y sanos, dejando detrás innumerables variantes para las distintas zonas del deltoides. Esto resulta a la larga lesivo y poco efectivos para el desarrollo muscular.

No importa si realizas los press con mancuernas o con barra, lo ideal es ir intercalando para evitar que nuestro cuerpo se acostumbre a un único estímulo. Ahora bien, sentado siempre podrás mover una mayor carga sin que otros grupos interfieran en su ejecución y resten concentración al deltoide que es lo que buscamos.

En la fase excéntrica (de bajada) del ejercicio, debes llevar la barra hasta la clavícula. Intenta siempre que puedas hacerlo con pesos libres ya que de este modo estarás involucrando a fibras musculares estabilizadoras así no darás prioridad al trapecio y triceps.

Las elevaciones laterales son excelentes pero hay que tener mucho cuidado, pues un exceso de carga puede dañar el manguito rotatorio y provocar una lesión que te acompañe durante un gran periodo de tiempo.

Finalmente, trabaja pesado pero no olvides nunca la técnica en ambos ejercicios.

 

 

30/01/2018